Nacido en Groot-Zundert en 1853, Vincent Van Gogh es uno de esos artistas que nunca disfrutó del reconocimiento de su obra en vida, incluso se dice que sólo consiguió vender uno de sus cuadros. Sin embargo, actualmente, sus pinturas de trazos enérgicos y gruesos son admiradas en todo el mundo y el Museo Van Gogh de Ámsterdam recibe más de un millón y medio de visitantes al año.