Con la idea de insuflarle nueva vida, el puerto de Málaga ha sufrido una gran remodelación durante los últimos años. Parte del resultado has sido el centro comercial Muelle Uno, un espacio moderno que en poco tiempo se ha convertido en una de las zonas de ocio más apreciadas de la ciudad.